D.O. RIBERA DEL DUERO

Bodegas Vega Sicilia

E-mail Imprimir PDF

images

 

El prestigio y su secreto: el tiempo. Una historia construida desde el trabajo, el amor al detalle, la tradición y la discreción. Más que una bodega. Un mito auténtico: Vega Sicilia.
Todo comenzó en 1864, año en el que Eloy Lecanda fundó la bodega en las tierras adquiridas por su padre casi 20 años atrás. 18.000 sarmientos de Cabernet Sauvignon, Malbec, Merlot y Pinot Noir, comprados en Burdeos, constituyeron los inicios de Vega Sicilia. Poco tardaron en producir y elaborar unos caldos que pronto fueron afamados, aunque el verdadero estallido de la marca todavía estaba por llegar.

El año 1904 es otra de las fechas destacadas en esta interesante historia. Domingo Garramiola entra en escena, un hombre que con esfuerzo y mucho trabajo dio el empujón definitivo a los vinos de Vega Sicilia. Más conocido como “Txomin”, fue el padre de dos caldos excepcionales: Vega Sicilia y Valbuena. Etiquetados en la época como los vinos más exclusivos de España tanto por su calidad, como porque no podían adquirirse con dinero (sus propietarios no los comercializaban, los regalaban a los buenos amigos).

Otro nombre propio ligado a Vega Sicilia es el de Jesús Anadón, pionero y precursor de la Denominación de Origen Ribera del Duero, estuvo a cargo de la gerencia y enología de la bodega durante décadas, actividad que sirvió para seguir aumentando la leyenda de Vega Sicilia.

En 1982 el libro de la historia de la bodega vuelve a abrir un nuevo capítulo para inscribir en sus líneas a la familia Álvarez-Mezquíriz. David Álvarez adquiere la bodega y, por primera vez en la historia de la misma, incluye corrientes innovadoras que conviven con el modo de hacer tradicional. En los años ochenta, tuvo lugar una ampliación de la superficie de viñedos y un proceso de modernización, tanto del exterior como del interior de la bodega. Tres años después uno de los hijos de David Álvarez, Pablo, asume la dirección general. Desde entonces han pasado más de dos décadas que han sido vitales para Vega Sicilia. El grupo ha crecido con tres nuevas instalaciones: Bodegas Alión (Peñafiel), Tokaj Oremus (Hungría) y Bodegas Pintia (Toro).

En los últimos años han pasado de facturar dos millones de euros a 32 y lo sorprendente es que la producción prácticamente no ha subido. Ahora la bodega afronta otro difícil reto, la transformación de sus instalaciones y una fuerte inversión en su viña, ambas iniciativas superarán los 14 millones de euros. Sin duda, la más ambiciosa en sus 140 años de historia, una historia en la que siempre se ha mantenido una personalidad indiscutible, elaborando vinos concentrados, maduros, generosos y extremadamente elegantes.

 

Prestige and their secret; time. A legend built from hard work, attention to detail, tradition and discretion. More than a vineyard, a genuine myth: Vega Sicilia.It all began in 1864, when Eloy Lacanda founded the vineyard on lands acquired by his father 20 years previously. The original 18,000 vine shoots of the varieties Cabernet Sauvignon, Malbec, Merlot and Pinot Noir, purchased in Bordeaux, constituted the initial plantations. In a short time they began producing wines than were soon to become famous, though this was only the beginning of its formidable reputation.
1904 was an important year in the vineyard’s history. It marked the arrival of Domingo Garramiola Txomin, a man widely credited with being the father of the exceptional wines, Vega Sicilia and Valbuena. At the time, they were renowned as the most exclusive wines of Spain, not only for their quality, but also because they could not be purchased (they were not commercialised, but given away to friends of the owners).Jesus Andon, a transcendental figure in vineyard’s history, was a pioneer and precursor of the ‘Denominación de Origen Ribera del Duero’. For decades he was oenologist and director of the company, and was instrumental in forging the myth of the wines of Vega Sicilia.
In 1982 the vineyard was acquired by David Alvarez, for the Alvarez-Mezquiriz family. For the first time in its history the vineyard saw the introduction of innovative techniques, which continue to exist alongside the traditional methods of viticulture. Furthermore, in the eighties the extensions of the vineyard were increased, and the buildings and installations underwent a process of modernisation. Three years later, one of the sons, Pablo Alverez, assumed the responsibilities as managing director. Two decades have passed since then, time which has been well used by Vega Sicilia. The family group has expanded with the acquisition of three new vineyards: Bodegas Alión (Peñafiel), Tokaj Oremus (Hungary) and Bodegas Pintia (Toro D.O.)
In recent years the company has gone from an annual turnover of two million euros to 32 million. Surprisingly the production has barely increased. The cost of investments and transformation of installations exceeded 14 million euros, and are the most ambitious projects in the vineyard company’s 140 year history. Throughout its long history, Vega Siclia has had different owners, but it has always maintained an unquestionable personality, making concentrated, mature, generous and extremely elegant wines.

 

Castilla y León es vida

No se olvide de...

Enlaces

Alimentación

Nuevos municipios incorporados

Más vistas

Tags

Rutas Turismo Ocio País Vasco Diversión Vino Alegría Navarra relax Vacaciones. Castilla León Localidades Pueblos Paisajes Madrid Playa Senderismo Montaña. Cáceres Rafting Footing. Gastronomía Comida Bebida Vinos Libros Lectura Tranquilidad. Aragón Agua